Granito

Los materiales naturales son tendencia, y hoy en día existen diferentes acabados que amplían las posibilidades del granito. Por ejemplo, el apomazado de superficie lisa, pero completamente mate; o el anticatto, con un leve relieve de textura rugosa. Este tipo de encimeras de piedra natural son de las más utilizadas por sus numerosas ventajas, entre las que se encuentran la dureza, resistencia al calor, a las marcas y manchas, al agua y la humedad y a los productos abrasivos o corrosivos. Además de resultar una superficie muy higiénica y con un buen mantenimiento, es muy duradera.

Al ser un material natural, el tacto es muy agradable, y cada pieza es única e irrepetible. Por eso, ninguna encimera de granito es igual a otra.